Biografía Autobiografía

Grandes cartas de amor

Este libro es una recopilación de 52 cartas de amor seleccionadas por Elizabete Agostinho, escritora y periodista francesa radicada en Portugal; y traducidas por la traductora española Paz Pruneda, para Ediciones el Ateneo.
Consta de 52 cartas divididas en diferentes temáticas, entre las cuales se encuentra: “La primera carta”, “Cartas de extasis”, “Cartas de amores atormentados”, “Cartas de ruptura”, entre otros. Una recopilación de cuatro “primeras cartas” son las que dan comienzo a esta seguidilla de desahogos
amorosos, que han hecho por medio de las letras, diferentes personajes históricos. En sus 174 páginas este libro me ha atrapado por completo, y en cada una de ellas deja entrever que el amor y la pasión, no solo forman parte de la ficción, sino también de la vida real.
Cada misiva viene acompañada por una breve descripción que nos pone en sintonía con el emisor y su receptor –que en todos los casos son personajes muy reconocidos de diferentes ámbitos (literario, musical, político, etc)-, así como el tiempo y espacio en el que fue escrita.
Entre mis preferidas se encuentran las siguientes tres cartas: en primer lugar la carta de despedida de la escritora Virginia Woolf a Leonard Woolf, la cual escribe antes de suicidarse en las aguas del río Ouse.
Esta carta me parece desgarradora y hermosa desde su principio, donde afirma estar enloqueciendo y

“estar escuchando voces”; hasta su final donde, producto de su enfermedad, le declara a su esposo: “no puedo seguir arruinándote la vida por más tiempo”.

En segundo lugar, la carta de Mark Twain a su esposa Olivia Clemens, en el día de su cumpleaños, es una de las cartas cotidianas más dulces y devotas que conforma este libro:

“han pasado seis años desde que conseguí mi primer gran éxito en la vida y te conquiste (…)”

Y por último, en tercer lugar, otra carta cotidiana, en este caso de Fiódor Dostoievski a Anna Snitkina, quien tuvo que afrontar la ludopatía que sufría el escritor. En la carta Dostoievski lamenta haber gastado el dinero que le envío su amada, en el juego, y le pide que le envíe más efectivo para poder pagar sus
deudas y volver a su lado:

“Ania, no te apiades de mí, desearía que fueras imparcial, pero temo a tu juicio con pavor (…)”.

Recomiendo este libro no solo a quienes gustan del romance, sino también a aquellos curiosos, interesados por la historia, que disfrutan al descubrir a estos personajes históricos, en situaciones más humanas, donde el amor no hace diferencia y atraviesa a cada uno de ellos.

Tags
Mostrar Mas

Giuliana Montini

Giuliana Montini tiene 23 años, vive en Argentina y estudia Letras Modernas con orientación en Literatura Argentina y Latinoamericana, en la Facultad de Filosofía y Letras en la UBA. Algunas de sus actividades favoritas son leer, escribir, ir al cine/teatro y… actualmente formar parte de Letra Crítica!

Articulo Relacionado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close
X