0

Los amados muertos- título original The Loved Dead– es un cuento de terror de H. P. Lovecraft, publicado en 1924 en la revista Weird Tales. Y más tarde, en 2003, publicado en la antología de cuentos del autor: La hoya de las brujas y otros cuentos.

La historia da comienzo con el personaje principal, cuyo nombre no sabremos nunca, que pronto será atrapado y condenado por los crímenes atroces que ha cometido. De esta forma, antes de ser capturado, nos cuenta sobre el pueblo en el cual se desarrolló su infancia- y al que volverá varias veces, luego, como adulto-. Su niñez no fue fácil, sobre su persona nos dirá que era: “ascético, descolorido, pálido” mientras que a los demás los calificará como: “muchachos saludables y normales” que se burlaban de él, por no desear lo mismo.

Más tarde, en su adolescencia, tiene el primer acercamiento con la muerte en el funeral de su abuelo. Al inicio su actitud apática hace que estar rodeado de personas no sea muy cómodo para él, pero al acercarse a ese cuerpo inerte una fuerza desconocida lo atrapa:

“una salvaje y desenfrenada sensualidad complaciente me envolvió”.

Con esto viene el primer cambio del personaje, de ser una persona perturbada por la soledad de su niñez, pasa a sentir algo que lo moviliza, lo descontrola, un sentimiento que no puede dejar pasar.

Tiempo después, sus padres mueren y esa emoción vuelve, de esta forma comienza a trabajar en una funeraria y luego en otra dejando a su pueblo atrás, pero su deseo es insaciable, no le basta estar cerca de los cuerpos, trabajar y dormir con ellos, le falta algo más. Así es como se convierte en un asesino despiadado.

De principio a fin la construcción del personaje es impactante, sus cambios son progresivos y la cantidad de descripciones traspasa las hojas y logra erizar la piel. Si bien nunca veremos arrepentimiento en el acto de matar, sí podemos identificar una especie de angustia cuando se da cuenta de que su ansia es un peligro “ojala me hubiera dado cuenta”, “ojalá se hubieran dado cuenta de la persona que era” repite de diferentes formas a medida que nos cuenta sobre su pasado. Y finalmente el temor, por ser encontrado y encerrado, lejos de la muerte.

Lucia Gonzalez
Lucia tiene 23 años, vive en Argentina y es estudiante de Letras de la Facultad de Filosofía y Letras de la UBA, la orientación que eligió para su carrera es literatura extranjera. Sus autores preferidos son: Jorge Luis Borges, Shakespeare, Edgar Allan Poe, Mary Shelley, Lovecraft y muchos más. Las cosas que mas le gustan son: ver series, leer, escribir... y actualmente formar parte de Letra Critica.

    Los oficios terrestres

    Previous article

    Los lanzallamas

    Next article

    You may also like

    Comments

    Leave a reply

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *